Solo te arrepientes de decisiones tomadas sin conciencia

Solo te arrepientes de decisiones tomadas sin conciencia

Habitualmente leo muchos artículos porque me dan una idea de los retos e inquietudes de las personas, especialmente en temas relacionados con la familia, la paternidad y maternidad, la adolescencia o similares.

Uno que ha despertado bastante controversia es sobre “mujeres que se arrepienten de haber sido madres”. Vaya por delante que respeto profundamente el hecho de hablar sobre ello, reconozco el valor de estas mujeres para exponer su visión considerada políticamente poco correcta. Es importante dar voz a todo ello. Aunque, también observo en muchas ocasiones, incluida esta, que se toman decisiones sin esa toma de conciencia previa. Me voy a explicar mejor.

Cuando yo hablo de “toma de conciencia” o dicho de otro modo, “darse cuenta”, estoy haciendo referencia a la necesidad de parar, buscar en tu interior y conocer qué te mueve a hacer algo, qué lo motiva, si realmente quieres o no hacerlo, realizar una reflexión profunda, conocer tus emociones y solo desde ahí ELEGIR la opción más cercana y posible a tu visión o sentir de la vida.

Ahora te darás cuenta qué quería decir. ¿Cuántas veces has hecho eso en tu vida? Te puedo confirmar que existe un elevado número de personas que pocas o ninguna. ¡Así van las cosas! Mi objetivo no es, ni mucho menos, culpabilizar. Esa falta de toma de conciencia está dentro de lo habitual, porque no se enseña a actuar así.  Por esa razón existen matrimonios entre personas que realmente no querían casarse, estudiantes en carreras que no les importan, padres y madres con hijos que no buscaban… En resumen, personas que se sienten atadas a una vida que no eligieron, al menos creen así, aunque la realidad es otra, fue su elección hecha sin esa reflexión profunda.

Las decisiones que tomamos nos traen al presente, cualquier pequeño cambio puede llevarte a otra vida distinta, a vivencias diferentes. Si hoy, por ejemplo, cruzas el semáforo por un sitio distinto del habitual, tropiezas con una persona, eso te lleva a entablar una conversación, después a crear una relación (profesional, personal, familiar). Ese pequeño cambio fue el inicio de algo que, de haber elegido el semáforo de siempre, podría no haber sucedido.

De la misma forma, decidir tener una relación, tener hijos, estudiar determinada carrera, entrar en una empresa concreta, va a determinar en alguna medida hacia dónde va encaminada tu vida. Esa decisión condicionará sí o sí los próximos años. Por esa razón resulta vital la “toma de conciencia”. Porque si has hecho ese análisis interno estarás en disposición de tomar la decisión y tomar las responsabilidad y consecuencias de la misma. Eso es, precisamente, la base para aprender a tomar decisiones.

Por el contrario, sin ese «darse cuenta», cuando te dejas llevar por las imposiciones sociales o familiares (muchas veces por falta de estrategias personales), el resultado es ese posible arrepentimiento. Lícito, porque aprender a vivir de esa forma requiere de entrenamiento, por eso muchos de nosotros aprendimos hace años, de nuestros tropiezos. Eso sí, en lugar de arrepentirnos, aprendimos a amar nuestras elecciones pasadas como parte de nuestro desarrollo como personas.

A partir de ahora ya sabes qué implica tomar decisiones sin tomar conciencia profunda. Llegó el momento de ser protagonista en tu vida.

 

Susana García

Coach de Familia Sistémico

info@familiaycoaching.com

Telf. 629 532 876

1er Coach de Familias Monoparentales

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La empresa Clubdevacancesbcn, SL será la responsable de tus datos, que los empleará para enviarte información de los servicios que oferta la web, boletines y ofertas a través de Mailchimp durante el tiempo que tú consideres. Ya sabes que tienes derecho a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos cuando quieras. Para más información, visita la página Aviso legal/Política de privacidad.

He leído y acepto la Política de Privacidad

He leído y acepto el aviso legal


*

by Creactivitat Op&kids copyright 2015